De Torkins Delgado (E-mail: torkins@conecte.com.br)

«Pescador, he aquí tu presa
un poeta
un animal tímido.»

Roger Herrera

Algunos Textos
Ciudadanos

y
otros boleros para arrastrar los pies


Centrado

«¿Por qué persistes, incesante espejo?»
Jorge Luis Borges

Pertenezco a una generación que heredo las armas de una revolución
frustrada
nací temprano de más para el
futuro
demasiado tarde para la
nostalgia padezco de una enfermiza
indiferencia
justifico mi impotencia con constructivas fórmulas de
historia
desprecio las métricas que someten la
respiración
y
la poesía al servicio de
firmas
y
burócratas
disfrazo mi arrogante ignorancia con la admiración por
Góngora
y
Verlaine
escondo mis miedos y resentimientos tras la
critica rasa
y el
fácil panfleto
tengo la esperanza de no haberme
vendido
aunque sospecho de dar
concesiones
pertenezco a una generación con plomo en los
pulmones
que nació de
bala
cuyo pecado original es la
neurosis
que huyó de las
universidades
e hizo de ambigüedad su
paradigma
a una generación negada por los
dioses
que filtro el amor con
PVC
de una nauseabunda
asépcia


CAMINAR UN POCO

Sólo salgo a caminar un poco
sin un deseo de más
sin un placer de menos
las manos llenas de papeles
cara taciturna de quien se gana la vida con negro humo y palabras

Sólo caminar un poco
tomar mi lugar en las filas
de los teatros
             de los bancos
                         de los burdeles
                                       de los hospitales
embotellarme en un colectivo al sur
                                y regresar hasta doler los zapatos

Salgo a caminar un poco 
sin prisa sin descanso
para repetir versos hasta el olvido
para buscar licencia en calles que destierren el silencio

Caminar un poco
hasta cruzar las fronteras de los tedios meridianos
hasta saciar esta hambre que no es religiosa ni conceptual
hasta encontrar un caminante desgarbado en palabras
hasta sentarme en una plaza a escribir un poema

SOMBRA

Sombra de esta sombra que camina
de espalda al este
sombra candelaria de mañana de invierno
sombra de piernas continentales
péndulo paulista
pequeña de mediodía escondida bajo mis suelas

sombra vestida de polvo
de asfalto de agua sucia
proyección de mis ausencias sólidas
acompáñame este bolero
reconstruye mi montaña, mis cervezas
sombra candelaria péndulo paulista


TAL VEZ

Hoy me ausenté
no dije adiós al día
me fui sin despedirme de la noche
sin equipaje, sin hasta pronto

hoy partí hacia la frontera de los tiempos
a ese lugar entre lo real y lo creado
que parece un eructo preso en una resaca
que separa el dolor del placer
que los poetas llaman útero
y yo llamo de inaudito.

fuí con un bolero para no volver
pero en la tristeza no cabía más nadie
la esperanza da prioridad a los enfermos
y del odio estoy cansado por común.

voy de vuelta
y esta noche si Dios quiere
tal vez no sueñe.


ESTADOS POLÍTICOS

Hoy amanecí con una democrática arrechera
distribuyendo un poco a todo el mundo
con deberes y derechos
presa pero constituída

amanecí con una marcha de protesta en la calle de mis pensamientos
tirando piedras a mis policías
con un demagógico discurso de optimismo
obligado a elegir por el desespero

amanecí a la espera de la dictadura
de algún levantamiento o bombardeo
implorando revolución o muerte
deseando algún anárquico estallido


GANAS

Hoy voy hacer lo que me de la perra gana 

pero mis ganas perras 
                    sólo saben ladrar
son caninas
          en esta lluvia de gatos
ganas viralatas
              cacris 
                   mierderas
ganas sin casa
             marginal
                    callejera
ganas sin dueño
              tras mendigo
                         gamín
      sin abolengo
que no sabe atajar frisvi
que no hacen piruetas
ni tira tierrita a su mierda

hoy voy hacer lo que me de la perra gana
voy a sacarla a la calle ha que orine los postes
asusarla para que aprenda a morder
                                    PERO ESO SÍ!
                                    Ni una sola pirueta!
                                    Ni un solo Frisvi!

AYER TE Ví
(sinónimos)

Ayer te ví
sujetando alivios pasajeros con manos y pulmones 
contener el humo del desespero
asegurando con esfuerzo la letra de alguna canción
deteniendo la mirada sobre nada
agarrando monedas en el suelo 
aferrado al odio
prendiendo el miedo de un cuchillo
asido más a la muerte que a la vida

PEQUEÑO

pequeño de garganta de ángel
               de voz de plomo
        de ojos de hambre 
               de mirada de odio
        de manos de ausencia 
               de dedos de condena
        de pies de chiíta 
               de pasos de miedo
        de mente viva
               de fé muerta
pequeño...

NIÑO DE DÍAS

Días en los que te escondes tras los contracantos de las esquinas. 
de disfráz de ciudad que no se deja ver por un sol demasiado fuerte
de disfráz de ciudad que no se deja ver por una lluvia demasiado pesada
de disfráz de ciudad que no se deja ver por un sonido demasiado denso

días en los que te fugas en el filo de las botellas que posas 
                                       en el rostro de los conductores.
de improvisados vestuarios para la función del Brecht nuestro de cada día
de improvisados vestuarios para el pret-â-portet noche de morir
de improvisados vestuarios para el cocktail de humo barato y hambre cara

días en los que estiras la mano y sales corriendo sujetando un desconcierto.
de risas alegres de más que te tornan vulnerable al odio
de risas alegres de más que te tornan sospechoso de muerte
de risas alegres de más que te tornan libre de tiempo y polvo

GRAVES Y AGUDAS

olvidaban poner el acento en el hombre.
Mario Benedetti

No conoces la segunda persona en singular 
no conoces tampoco las palabras en gerundio
no conoces algunas complicadas conjugaciones
pero sobre todo, no conoces los verbos

no te interesan las reglas de ortografía
para ti los puntos y las comas son luces de semáforo
la esponja y el jabón el sustantivo
y el hambre la síntaxis 

hablas en presente 
neologista y apocope descubriste la síntesis de los gestos
descubriste que la fuerza de las palabras depende de lo que tengas en la mano
descubriste también que sin dinero no hay acentos

CRÓNICA

El caliente estruendo del impacto arrebato el silencio de miedo de los ojos, ahora, empotrados para siempre en una mirada fija y fría, que no acompaña el peso que entrega su resistencia a la gravedad.

Sus huesos contaron los días como años, en sus pulmones la resina ocupó el lugar de la gripe y la tuberculosis y las plantas de sus pies endurecieron al fuego del asfalto y el cemento.

Ya no lo veré más cantando rap en los bares de Anhangabaú, comiendo fuego en la Av. La Reforma, vendiendo perico en Santa Fé, o matando el hambre y la ladilla con el humo de una antena de carro.

Ya el viejo pederasta no lo obligara a bañarse para cobrarle lo comido y lo fumado, la mujer del carro no subirá los vidrios al verlo, ni tendrá que esconderse del frío y la policía en las alcantarillas.

Hoy nadie lo irá a buscar, por que nadie se preguntó nunca donde estaba y con suerte un sacerdote rece una corta oración mientras sea enterrado en fosa pública.


PIERNAS

Mis pensamientos reposan en algún futuro
en el que no falta el frío y las oraciones.
en alguna pregunta inservible con respuesta obvia.
en un poema cuyo destino es el olvido
    o tal vez entre aquellas piernas que nunca besare.

mi cuerpo protesta este invierno de suéter prestado
declara su independencia de sensaciones y movimientos 
desprecia los sueños e impone sus ausencias
dictamina su moral  y exuda sobre las éticas.

   y yo con este cuerpo y estos pensamientos 
construiré un viaje
un paso
un camino de hierro
en el que la contradicción trepe con la incerteza 
y no exista la respiración poética  
                                 y tal vez
pueda besar esas piernas 
                       en ejercício de mi libertad extrema.

MORAL DE GATO

Deslizarme por tu cabello 
                hasta el oscuro lago de tu mirada
desde el carne y sangre de tus labios 
                hasta el vértigo suspendido de tus pezones
ir y venir de pubis que es comienzo y fin
                en deseo que gravita con sádica insistencia.

que importan las firmas y los sellos dentro del baño?
                que le importan las alianzas a las estatuas de sal?
olvidaré todos los estados 
                hasta los de ánimo
y seré yo quien cargara con las culpas de tinta y arroz

 en el desorden de mis idea se abren y se cierran caminos 
                mis manos buscan las huellas de tu piel
                          y sólo encuentran intentos fallidos 
donde estabas en las tardes de Madrid?
                en los días del frío y el cansancio
donde estabas antes de llegar
                y acercar tus miedos a mis ausencias?

no existe métrica ni ritmo 
                en las respiraciones interrumpidas por el tiempo
el sudor es amargo cuando el cansancio no es pleno
                y la duda de lo que no fue ensombrece lo que va a venir

y es que estoy partiendo hacia otros caminos y otras palabras
                y se me ahogan los susurros en los tres puntos de una espera
se me ensucian los colores 
                en la dulce violencia de un mordisco frustrado
                de una erección de memoria que comienza por mi espalda

declaro mi moral felina 
                como aborrecimiento a la castración de la plenitud
y espero aunque sea desde la pasividad del espectador
                hurgar en tus secretos
                              en el día en que pueda ofrecerte mi yo

AUSENCIA
(BOLERO)

A Claudia Valentina

Me ausento en tus ausencias
 cuando no estas no estoy 
abandono esta pesadilla de pellejo sin nombre propio
largo hueso frío sin fósforo ni oxígeno
durmiente solitario sin riel ni tren
hambre despreciada por los mendigos y los perros 
de este cuerpo incompleto
de este sueño blanco y negro

pero cuando vuelves 
cuando regresas y tocas de nuevo a mi puerta
la palabra casa ya no esta lejos entre tus piernas
y la autopista velóz de mis venas 
hincha los musculos que no estaban
y yo homo erectus de tu período cavernario
                                         vuelvo.
                                              Regreso.

DORMIRÉ MAÑANA
(FETICHE)

A Claudia Valentina

Esta noche me visto para visitar tu cuerpo
cambio de piel a cada encuentro
camino despacio hasta la calle de tu cuerpo
hasta el choque de las pieles
hasta el grito dual del exceso

ojos de vidrio 
risa y sonrisa
despierta 
esta noche no existe el dolor 
sólo la sangre es más densa que el sudor 
sólo al día acata el cansancio

déjame robarte el sostén
adorar tus pantaletas
colocar tus zapatos
déjame ver a través de la veladura de tus medias


hoy dormiré mañana 
contigo a mi lado

DUERME CERCA DE MI

A Claudia Valentina

Después de todo respirar
                       es sólo un acto fisiológico

pero respirar 
            pausado
                  rápido
                       entrecortado
respirar digamos
               con emoción 
                         en el fondo
                                   es sólo un acto fisiológico

y hay noches en las que el sueño es futuro que duerme en la vigilia 
en la que el poema depende de la pereza
y el frío solo ataca los ojos y el escroto
y tiemblas de soledad y compañía
en las que el único que duerme es el yunque sobre tu espalda
y se sientan en tus oídos motores, sirenas y ladridos
y su respiración atonal con la tuya 
                                  es sólo un acto fisiológico

INTUICIÓN

Hacia tiempo lo intuía
pero el temor evita la pregunta
ocerlo sería acabar con la parte de la historia que no escriben los vencedores

asumir que el mundo está dividido entre parias y parásitos 
que no existe el espíritu, ni Dios y por tanto no hay salvación 
que las palabras son tan falsas como creíamos 

aceptar que el filósofo tenía razón y hay más vagos de los necesarios
que delante de la realidad todo está de más 
y podríamos prescindir de tanto llanto y tanta risa
que el amor habita en el entre piernas
que la humanidad esta fundada en una farsa

que...


Por ello ni me pregunto, ni lo reconozco, ni lo asumo, ni lo acepto.

de hacerlo estaría desempleado.

PEDANTES DRAMAS

Se olvidaron del barro génesis de tus palabras Empédocles
a ti Dante te enterraron en las bibliotecas 
y lo que es peor en el tedio de los intelectuales
a mi querido loco Federico lo citan hasta los populistas
y a Simón Rodríguez lo quemaron los burócratas

Ya ni los bichos hablan de Kafka
tu Quijano Cervantes sólo es tésis de locura
a Lorca lo tornaron Folklore
a Púshkin souvenir
y a Borges Manifiesto de ego

A  Vallejos sólo lo leen los escultores
a Cortazar los músicos que leen
Pessoa puede ser cualquier persona 
Mishima un motor
las cosas se tornaron difíciles para Nazoa
Poe es una banda
Rilke un condón
sólo Guillén tuvo la suerte del Son

Podría Hablar de Muchos Mas 
tal vez de Joyce, de Andrade , Lezama, Whitman,
Pirandello, Baudelaire, Papini ,Keats, Gongora ó Genet.
Pero temo que me llamen de dramático pedante.

                     I

    En el desprendimiento 
                        la señal se confunde con el ruido de las multitudes

solo se salva quien asume la entrega

                     II

                    Sin nombre
                             la palabra 
                    efímero significado
                    la oración ya no funciona 
                    en el obligado acto de fe

                    III

        la sombra 
contorno 
        perfecto 
de 
        imprecisiones 

        se alarga en 
la barrera de
        la tierra

escribir 
       solo
          es un movimiento 
                     hacia afuera

                    IV

El pensamiento se desplaza en vilo
y el vértigo identifica
las formas del vacío

                    V

Los pasos persiguen
el punto final del embudo
y en el caminar eterno 
solo el sudor es rastro

                    VI

La espalda 
se llena de prurito 
y en las palmas arden llagas 
de rodillas el rostro 
sombra de sol

                    VII

los ojos 
                   observan 
el foso
                   la sombra
del recuerdo
                   telón

                   VIII

                 locos corriendo tras                 la muerte
COMO
        la esperanza que acabar de encontrar          la promesa

                    IX

             DÉCIO nariz
                  de
                 poeta
                  en
                cuerpo
                  de
               semiologo

POETA, YO VEO

a Haroldo De Campos

Yo conocí a Oswald ( el chaman)
           mientras devoraba un corazón crudo
     en el eterno verano caraqueño del 90
discutía con el jefe Seattle un intercambio de dioses
        mientras  yo escuchaba desde mi barroco de Fania-Motow
        y podaba el árbol del que tiro el garrote (todos piensan era martillo)
                 com o que esmagou à certeza da palavra.

  Ezra Pound engendraba un Roger Herrera en cada cerveza de "El Conde"
                vestía de Chino stalinista
           en las tardes de suicidio de Ramos Sucre
              y en los días que yo olvidaba el té con Beckett

  juré vengar a Adorno 
                     y hasta ahora no consigo 
           un pez lo suficientemente feo para llamar de Julio
mientras tanto  me embotello al sur tras un cachalote embarbado
                                    dos mapas
                y                   un ideograma.

Stephan, César y Mariano ya no juegan conmigo
                 descubrieron los dados cargados de mi piel
      en la mañana en que desayunaba desnudo con Kerouac y Bukovsky
me perdí en un laberinto de Piranesi
                 después de pasar un penetrable de Soto
      por  que sólo había leído el paraíso del Dante obligado por Möloy
                y                  la filosofía se me convirtió en poesía 
      cuando defendí los paradigmas de una causa perdida

profeso un culto secreto que guarda 
                             los genitales de Sor  Juana Inés
                             la brújula de Carpentier
                             el tabaco de Lezama
               y             los juguetes de Aquiles

  me queda vida mientras Abdala rece
                perdí la piedra pero no las cartas
           Severo y José Luis vigilan mis estrellas
                por eso con calma traduzco un poetamenos
               y recreo un circulador devagar

Bakunin y Heraclito tomaban mate con Capeletti
                 Nietzsche murió de Aisd y aborrecimiento
Sandra me presentó a Benjamin 
                porque no hice cola  para ver a Eco
           y con Guillermo dí la vuelta al mundo en ochenta libros

no se cuanto ví  
              o si eso valió la pena
        sin embargo es la suma de mis Delgados orgullos
por eso no jalo bola 
                   no le hablo a máquinas
ni voy a esperar  por los traumas de Zé
                   o las burocracias universitarias
           porque    "Yo no vine a dejar dormir a nadie 
                      ni a los hombres, ni a los dioses".

CANTO

A HERMANN HAUSER

Él penso morir de amor y no fue así 
una estrella dibujo en el pantalón 
la esperanza de tener
un cariño que le hiciera 
la vejéz mas placentera
se esfumó en el hospital

Él penso en el tiempo y en el fin 
camino en el filo del dolor 
unos libros, algún odio
los recuerdos,  el silencio
la carícia, la mentira 
y el márgen de la soledad 

Él penso morir de amor y no fue así 
saltó a su encuentro
vacío de redención 
sin llanto ni adiós
sin sangre o amigos 
dioses o religión

Lo más reciente en PoeSite Página principal de PoeSite Venezuela en Poesía